sábado, 18 de agosto de 2007

El bisabuelo



Walton Beltrán Uyevic



El día en que lo iban a matar, Santiago Nasar amaneció resfriado. Hizo cama mañana, tarde y noche, le llevaron aguas calientes de todo tipo de hierbas y hoy, a sus 84 años, juega dificultosamente con sus bisnietos…

FIN

2 comentarios:

Anónimo dijo...

por que sera que para poder disfrutar de todas las cosas maravillosas de este mundo hay que estar a punto de dejarlo

Walton Alexis Barría Beltrán

waltito dijo...

por que sera que para poder disfrutar de todas las cosas maravillosas de este mundo hay que estar a punto de dejarlo

Walton Alexis Barría Beltrán