sábado, 21 de marzo de 2009

Esclavo tuyo




W. B. U.

Esto que tengo aquí no es mío, ya es tuyo,
esto caliente, esto húmedo…
Esto que tengo aquí no es mío, ya es tuyo,
esto brioso, esto duro…
Esto que tengo aquí no es mío, ya es tuyo,
esto potente, esto espúmeo…
También este infinito que quería darte y que ya te he dado,
este sueño,
este espacio entrañable que los dos compartimos,
por eso te digo que esto que tengo aquí ya no es mío, es tuyo…

Es tuyo porque te lo has ganado,
en el fragor de las beligerancias
de nuestros cuerpos y nuestras almas,
donde todo se pierde, todo se gana.
Esto que tengo aquí no es mío, es tuyo,
esto que has conquistado casi con alevosía,
cautivando mis noches y liberando mis días.

Esto que tengo aquí, mis ansias y mis tiempos,
ya son todo tuyos,
porque he vendido mi alma a tu pasión,
a tus deseos y a tus guiños.
Ya no soy nada, porque todo te lo he dado,
me he rendido.
Hoy sólo tengo un tórrido pasado,
contigo.
Ya no alcanzo a soñar mi futuro…
Ya no soy nada,
salvo el bendito esclavo tuyo…

4 comentarios:

tecla dijo...

Nada me pertenece ya, si no es el espacio compartido en un campo de naranajos bañado por la luna en pleno mes de junio.

tecla dijo...

Tienes la réplica en mi blog

Anónimo dijo...

Tengo ganas de que publiques algo nuevo para que salga en mi blog.

Leonel Muñoz Tigre dijo...

Realmente he quedado impresionado... tus versos hacen pensar...